ÁREA DE INTERVENCIÓN  |

DIAGNÓSTICO Y EVALUACIÓN

El proceso diagnóstico es una actividad que requiere especialización y experiencia

Estamos convencidos que se  debe enfatizar la necesidad de obtener una historia clínica adecuada, para lo cual se han de recoger  en una entrevista de duración larga con la familia y otros profesionales, los antecedentes personales, familiares y psicosociales, debemos de  detallar los ámbitos básicos afectados, posteriormente  debemos recoger y analizar las pruebas diagnósticas que se han decidido suministrar, éstas deben ser adaptadas al niño/a ,a su procesamiento de la información 

El procedimiento diagnóstico requiere una estrategia de evaluación coordinada de carácter multidisciplinar, que asegure la participación de especialistas de muy distintos campos en activa colaboración con la familia, una vez realizado culmina con la elaboración y entrega de un informe personalizado por escrito. 

Todo diagnóstico se ha de acompañar de un plan de acción que incluya el apoyo inmediato a la persona y la provisión de información a su familia sobre recursos e iniciativas comunitarias en su zona.